hombre-maduro con Parkinson-haciendo-ejercicios-deportivos-junto-a-su-ventana. Fisioterapia

Fisioterapia para pacientes con Parkinson

La fisioterapia mejora el estado físico, retrasa la progresión de trastornos motores y permite mayor grado de autonomía y movilidad a pacientes con parkinson.

El Parkinson es la segunda enfermedad degenerativa más frecuente después del Alzheimer. Suele aparecer en la segunda mitad de la vida de una persona y afecta al 1% de la población mayor de 50 años. Solo en España se calcula que hay alrededor de 3000.000 personas que padecen esta enfermedad. Pero ¿cómo puede ayudar la fisioterapia a paliar los efectos de la degeneración muscular?

El Parkinson afecta directamente al sistema nervioso, y como consecuencia de ello, a la coordinación que existe entre el cerebro, músculo y nuestros movimientos. La revista Neurology de la Academia Americana de Neurología realizó un estudio con 231 pacientes para medir la importancia  de la fisioterapia y el ejercicio físico en personas con Parkinson desde el primer grado de su enfermedad. Según dicho estudio un programa de ejercicios terapéuticos para el sistema motor, supervisado siempre por fisioterapeutas y profesionales, es capaz de mejorar la vida del paciente y reducir un 70% el riesgo de caídas y movilidad.

Qué es el Parkinson

El Parkinson es un proceso degenerativo progresivo sin cura total, causado por la pérdida de las neuronas encargadas de segregar dopaminas. 

La dopamina es un neurotransmisor que entre sus funciones cumple el objetivo de recibir la información del cerebro y mandarla directamente a los músculos para que ejerzan su función de movimiento. Sin la dopamina una persona no podría moverse.

Cómo influye la fisioterapia en el Parkinson

Desde la perspectiva de la fisioterapia el mayor reto es que el Parkinson, al ser un proceso incapacitante del sistema nervioso, afecta al área que coordina nuestros músculos con el movimiento de nuestro cuerpo. La dopamina en este caso actúa como acelerador o freno de los movimientos, es decir son capaces de permitir un movimiento o inhibirlo. Una vez que el cuerpo elimina la dopamina no es capaz de regenerarla ni de crearla de 0, por ello un fisioterapeuta amortigua el Parkinson pero no lo cura.

El objetivo de la fisioterapia es conservar el mayor tiempo posible la independencia funcional del paciente, es decir aumentar su calidad de vida y su grado de autonomía para realizar actividades cotidianas que implican movilidad (levantarse, asearse, vestirse, pasear..) . El Parkinson necesita de tratamientos de reeducación y readaptación muscular por un profesional de la fisioterapia y ejercicio terapéutico.

Qué tratamiento tiene el paciente con Parkinson

El Parkinson es una carrera de fondo donde se van sumando sintomatología a lo largo de su desarrollo, y la fisioterapia se debe adaptar en cada fase de la enfermedad, por ello en Fisiotraining organizamos en distintas fases el tratamiento fisioterápico para un paciente con Parkinson:

  1. Fase 1.
    Se realiza un estudio valorativo midiendo parámetros como perfil anímico, grado de desarrollo de la enfermedad, tipo de desplazamiento, reconocimiento del movimiento, discriminación de objetos, trofismos, modelo de marcha, cambios de posición
  2. Fase 2.
    Se desarrolla un programa de ejercicios preventivos con el objetivo de facilitar la ejecución y el control de los movimientos.
  3. Fase 3.
    Monitorizamos la progresión y la evolución para prevenir las retracciones musculotendinosas. Reevaluamos cada mes el estado del paciente para un control sobre su desarrollo.
  4. Fase 4.
    Realizamos ejercicios enfocados a las áreas más deterioradas. Priorizamos siempre técnicas respiratorias, coordinación oculomanual y programa psicomotor para ejercitar los  déficit motores
  5. Fase 5.
    El objetivo de esta fase es mejorar la motivación del paciente a través de ejercicios capacitantes, porque debido al tiempo de evolución de la enfermedad, suelen presentar síntomas depresivos.
  6. Fase 6.
    Cuando la enfermedad llega a su grado máximo, debido a la inmovilidad casi total del paciente, se crea una tabla de ejercicios terapéuticos para realizar en casa con ayuda de los cuidadores.

Cuáles son los síntomas del Parkinson según el grado

  • Grado 1.
    Inicio del proceso.

    Duración aproximada de la sintomatología del grado: 3 años de evolución.
    Sintomatología: hipertonía, aquinesia y temblor (agitación)
  • Grado 2.
    Trastornos posturales.

    Duración aproximada de la sintomatología del grado: 7 años de evolución.
    Sintomatología: cifosis marcada, actitud en flexión y alteraciones en la marcha.
  • Grado 3.
    Bradicinesia

    Duración aproximada de la sintomatología del grado: 7 años de evolución.
    Sintomatología: trastorno de equilibrio, rigidez osteo-muscular, afectación en reflejos posturales y enderezamiento.
  • Grado 4.
    Incapacidad.

    Duración aproximada de la sintomatología del grado: 9 años de evolución.
    Sintomatología: “fenómeno on-off” que consiste en estar muy activo y luego cambiar rápidamente a un estado pasivo en silla o cama. 
  • Grado 5.
    Parálisis

    Duración aproximada de la sintomatología del grado: 14 años de evolución.
    Sintomatología: inmovilidad. Confinamiento en silla  o cama 

Desde nuestra clínica de fisioterapia en Fuenlabrada aconsejamos que las personas con Parkinson debe de compaginar su terapia farmacológica con ser tratadas por un profesional de manera temprana y durante todo el proceso de su enfermedad para mejorar su capacidad motriz, prevenir la deficiencia, mejorar la confianza y su calidad de vida. Si es tu caso, no dudes en consultarnos todas las dudas en el 658 55 63 15.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Whatsappeamos?